ANTE OTRAS ACCIONES FRENTE A ACIMUT NORTE LA PLATAFORMA DICE…


La iniciativa de la Plataforma para defender nuestros derechos como propietarios de las plazas de amarre no es la única, aunque estamos convencidos que es la que mejor responde a nuestros objetivos compartidos por muchos. Y muchos son muchos. Todos conocemos otras iniciativas entre los usuarios-propietarios para defender los mismos objetivos. Algunas son demandas a título personal, otras pretenden llegar a un acuerdo lo más supuestamente justo (aunque pase por el pago de una cantidad de dinero) con Acimut Norte y el Club. Ninguna de ellas mantiene nuestra línea de acción que se fundamenta en dos principios: el de la solidaridad asociativa, convencidos que si somos muchos somos más fuertes, y el de la justicia que defiende la legalidad y propiedad documentada de nuestros amarres. Desde luego, no nos oponemos a ninguna de ellas si bien nos vemos obligados a aclarar el por qué nuestra Plataforma no sigue las mismas líneas de actuación.

  1. Ante las iniciativas personales, sean del tipo que sean, no podemos ni debemos hacer ninguna valoración. Cada uno sabe qué es lo mejor para su caso personal -y son múltiples- en relación a la misma situación: pagar de nuevo por lo que ya hemos pagado, nuestros amarres. Con todo, como defendemos más arriba y es el sentido de una asociación como esta Plataforma, la unión de afectados por una misma injusticia refuerza la postura, crea lazos de solidaridad real entre todos, enriquece ideas de cara a la defensa de los mismos objetivos y permite el acceso a recursos económicos, por ejemplo, que a título personal para muchos serían inaccesibles. De ahí nuestro “lema” desde un principio: “la unión hace la fuerza”. Nuestro rival puede parecer mejor posicionado o en una situación aparentemente más privilegiada respecto a lo que nos sucede, pero sólo si se trata de uno contra otro. El escenario es diferente cuando el rival se enfrenta a una asociación de 100 o más con la misma postura y actitud respecto a los derechos comunes a defender.
  2. En cuanto a la segunda iniciativa, la de está defendiendo un acuerdo con Acimut y el Club, sí queremos hacer una valoración seria y objetiva, sin caer en opiniones personales, intentando ceñirnos a lo que nos interesa a todos. Muchos propietarios, de los cuales muchos también asociados a la Plataforma, hemos recibido varios emails desde una dirección de correo electrónico que, en un principio, no identifica al remitente y que en los dos últimos ya aparece firmado por un usuario-propietario. En estos mensajes, a modo de síntesis, se viene a defender un diálogo con el Club con el fin de conseguir una mejora en la propuesta que el Club ha hecho a cada usuario-propietario. Incluye unas exigencias informativas: saber cómo funciona el club y su viabilidad, contratos, etc. La vía es aparentemente sincera, pues pretende un acercamiento de posturas a través del diálogo y la negociación entre ambas partes, una de ellas un colectivo de usuarios-propietarios del que desconocemos el número, por lo tanto la capacidad/fuerza de negociación que pueden tener. Vale. Una vía que en otra entrada y en una asamblea de la Plataforma ya explicamos como agotada. Negociar cuando una parte no está en disposición de hacerlo, el Club por un acuerdo cerrado con Acimut Norte SL,  se nos antoja inviable. Acimut y el Club no respondieron a la misma solicitud hecha desde la Plataforma, como ya sabéis. Es lógico preguntarnos el por qué ahora va a responder a lo mismo: ¿es por el interlocutor que ha cambiado y sus exigencias son realmente cesiones por parte de los usuarios-propietarios o porque se ven muy cercados por la acción directa de nuestra Plataforma ante los tribunales y acceden a un acercamiento intermedio para evitar males mayores? Quizás se trate sencillamente de la manipulación de un grupito de afectados para intentar desestabilizarnos como asociación legítima que defiende derechos de personas individuales. Quizás, decimos, porque en ningún momento se nos informa de algo más que intenciones e incluso se nos dan consejos de cómo actuar, pero sin aportar pruebas o datos que puedan sostener las “conversaciones” y su finalidad real. Nos explicamos.Acciones informativas
  • Hay algunos datos a tener en cuenta. El primero, el Club a través de su presidenta, nos envía un mensaje identificando al “nuevo mediador” y viene a decirnos básicamente que se están dando pasos importantes, que le hagamos caso y que nos lo tomemos en serio. Sin embargo, a las dos semanas volvemos a recibir un correo electrónico desde el Club en el que se nos repite la cantinela de siempre: hay que pagar, hay una cuerdo con Acimut y el Club por un dinero, etc. etc. Ya lo conocéis. Nos parece que desacredita directamente al supuesto “mediador” y a la propia presidenta del Club, pues en ninguna línea del mensaje se cita esta situación de diálogo, al contrario, se reiteran en las ya conocidas amenazas del Club. Incluso se nos llama insolidarios. ¡Vaya burla!, nos dan lecciones de ética y de compromiso, nos tratan como ignorantes y nos amenazan. Es decir, no hay caminos nuevos de negociación o de acercamiento real en las posturas entre ambas partes. A día de hoy no tenemos ninguna información real, sólo anuncios de “próximas negociaciones” y plazos que se alargan. Y consejos, eso sí, muchos consejos.

Ahora llegan las dudas que todos seguimos teniendo y que este “paripé” del Club con el “mediador” no responde:

  • ¿Quién me garantiza que esta persona está negociando de acuerdo con mis criterios? En nuestra Plataforma cada paso que se ha dado ha sido aprobado en Asamblea, previa información detallada y contrastada entre todos nosotros.
  • ¿Cuál es la postura real de este “mediador, pagar a Acimut lo que ya hemos pagado, nuestros amarres? ¡Pues vaya negociaciones!
  • ¿Qué interés real le mueve? ¿Solidario con todos o personal, en el fondo? Su email comienza reconociéndonos como propietarios para terminar dándole la razón al Club y a Acimut.
  • ¿Volvemos a comenzar “casi” de cero? Eso afirma. Es decir, todo lo logrado por la Plataforma hasta la fecha no es útil ni ha sido ventajoso para todos. ¿Quién ha frenado al Club realmente?
  • ¿Defiende al Club y sus maniobras oscuras y sucias en relación a los usuarios-propietarios? Porque nos cuenta que el miedo del Club es que nos hagamos con la directiva del mismo y provoquemos la paralización del acuerdo de compra con Acimut para hacer uno nuevo. Es decir, defiende realmente que aceptemos de buen grado y con alegría supina la oferta del Club y su trato con Acimut.
  • Nos ofrece un listado de condiciones que debemos aceptar para entrar en el Club. ¿Que condiciones? ¿Quién las ha elaborado?
  • En línea con lo que ha hecho el Club, no quieren un reunión de todos los usuarios-propietarios, sólo sería suficiente la opinión de unos pocos para afirmar que el contrato de adhesión y sus condiciones son las mejores para todos. Deben ser unos expertos y estar informados de todos los detalles que nos afectan a cada uno.
  • ¿A qué tipo de información han tenido acceso que nosotros no conozcamos? Pues afirma que tienen información, aunque no toda la necesaria. Habla de deudas que ya nos ha comentado en mensajes anteriores, pero no recordamos ninguna información en ningún mensaje sobre este asunto.
  • Afirma que el Club sólo tiene UN SOCIO real, el restaurante, que por otro lado es miembro de la junta directiva, luego son 5 socios. El Club defiende que son más a día de hoy. ¿Quién dice la verdad?
  • Sobre las cuotas debemos discrepar basándonos en una sencilla reflexión que ya hemos expuesto. NADIE HA DEJADO DE PAGAR, si no que hemos dejado de pagar a quien no tiene la concesión ya y desconocemos el contrato de servicios que tiene el Club con Acimut por lo que desconocemos el destino real de las cuotas. Esto sí, la Plataforma ha defendido siempre la libertad de los usuarios-propietarios al respecto. ¿A quién se factura la luz, el agua, el mantenimiento, etc. del puerto? ¿en qué condiciones? Pues, para ejemplo un botón: promesa de reparación del rompeolas. Ahí lo tenéis, pasaros por allí para ver la reparación que se ha hecho. ¡De vergüenza!
  • Una afirmación propia de alguien poco informado, es la referente a la situación de otros puertos deportivos: ninguno de nuestra ría ha pasado por la misma situación que estamos pasando nosotros. Son situaciones similares en algunos aspectos, pero no en los fundamentales. Ya no digamos la situación de otros puertos de lugares como la costa mediterránea, donde la corrupción campó a sus anchas. Este señor “mediador” desconoce información que nosotros tenemos, nuestros contratos y qué dicen, no en todos lo mismo y de la misma manera. Un ejemplo más de la manera de actuar de Aimut.

Cada uno es libre de hacer su propia reflexión, por supuesto, aquí sólo queremos reunir el sentir común de un número importante de usuarios-propietarios, pero sí invitamos a que sea una reflexión seria y sensata, en base a información real y contrastada, no únicamente una postura aparentemente dialogante pero que peca de ingenua.

Plataforma Afectados Acimut Norte“La unión hace la fuerza y contra la fuerza no hay resistencia”